De los cuatro pasajeros que llevaba la aeronave accidentada la tarde del lunes en el ex-aeropuerto quiteño, un elemento policial seguía internado este martes 5 de marzo.

Una Junta de Investigaciones de Accidentes se conformará para determinar las causas probables del percance aéreo, según un comunicado del Ministerio del Interior.

El lunes 4 de marzo, a las 13:02, se registró el accidente del helicóptero MD 53OF, de matrícula policial PN-120, en el hangar, situado en el parque Bicentenario.

La aeronave se trasladaba desde Manabí hasta Quito y en ella viajaban cuatro tripulantes: el general Enrique Espinoza de los Monteros, el capitán Rigoberto Recalde, el subteniente Cristian Guerra y Ana Peralta, de 45 años, señala el comunicado.

Los heridos fueron trasladados al hopital policial y Metropolitano. Uno de los servidores policiales quedó internado en situación estable y a los demás afectados les dieron de alta después de las valoraciones médicas.

“La aeronave contaba con el seguro de casco aéreo, mantenimientos al día y documentos habilitantes para el presente vuelo”, puntualiza el comunicado.

La ministra del Interior, María Paula Romo escribió en su cuenta de Twitter que investigan “las causas del accidente y el uso de la aeronave”.

Además informó que ya “se iniciaron las gestiones correspondientes con la aseguradora” de la aeronave.

Pero este no es el único accidente de una nave de ese tipo registrado en este lugar, hoy parque Bicentenario.

El 27 de octubre de 2009, cuando operaba allí el aeropuerto internacional Mariscal Sucre, ocurrió la caída del primer helicóptero Druhv, de la flota adquirida a la India.

Eran las 09:50 cuando la aeronave cayó precipitadamente a un costado de la pista de la base aérea y a unos 30 metros del lugar donde se desarrollaba una ceremonia por los 89 años de creación de la Fuerza Aérea Ecuatoriana (FAE) y el ascenso de dos oficiales.

De ese percance aéreo resultaron con politraumatismos el piloto Luis Armas y el copiloto Iván Abril.

En ese entonces, el comandante de la FAE, Rodrigo Bohórquez, dijo que el accidente se produjo porque el viraje fue muy prolongado, por lo cual la tripulación perdió el control de la aeronave.

El helicóptero siniestrado, que formaba parte de una cuadrilla de siete aeronaves, tenía seis meses de haberse adquirido a la empresa india HAL.

El aeropuerto Mariscal Sucre dejó de funcionar el 19 de febrero de 2013, para convertirse en el parque Bicentenario, abierto desde el 27 de abril de 2013. (I)

[email protected]